Más allá del Derecho. O por qué una graduada en Derecho decide especializarse en criminología.

anabel. jpgAnabel Litarte Martínez 

Graduada en Derecho (UA)
Alumna del Máster en Intervención Criminológica y Victimológica (curso 2016/2017)

Desde que empecé a estudiar el Grado en Derecho he sentido especial atracción por la asignatura de Derecho Penal. Cuando me matriculé en el último curso elegí el itinerario de Administración de Justicia con deseos de profundizar más en el Sistema de Justicia Penal. Con ello, decidí formalizar mis prácticas universitarias en el Centro Penitenciario Alicante I donde tuve la oportunidad de colaborar con todo el Equipo Técnico del centro. Decidí entonces que ese era mi camino, quería preparar las oposiciones para Jurista de Instituciones Penitenciarias. Pero, antes de ello, sentía la necesidad de aprender algo más, quería ir más allá del estricto ámbito jurídico y encontrar la posibilidad de estudiar los distintos fenómenos delincuenciales que se dan en nuestra sociedad.

 Por ello, me lancé hacia la búsqueda de un máster que se adaptara a mis necesidades. No me costó demasiado dar con la oferta formativa del Centro Crímina. Navegué por su web comparando el programa de asignaturas de cada máster y me decanté sin dudarlo por el Máster en Intervención Criminológica y Victimológica. Me causó gran interés la forma en que están organizadas las asignaturas y la posibilidad que ofrece de elegir un itinerario relacionado con el tratamiento con delincuentes o con víctimas, otorgando así la especialización en uno de esos dos ámbitos.

 Me quedé enganchada a la página web de Crímina navegando por todos sus rincones y, si todavía no estaba convencida en cursar este máster, la información que encontré sobre el cuerpo docente y los profesionales que hacen posible el trabajo realizado en este Centro me convenció. En ese momento, ya no sólo quería completar mi formación, sino tener la posibilidad de ser partícipe de toda esa gran labor de investigación.

 Totalmente convencida de la opción elegida, me matriculé en el Máster en Intervención Criminológica y Victimológica esperando con ganas el comienzo del curso. Ahora mismo, a punto de terminar el Máster estoy totalmente satisfecha de mi elección. La docencia impartida en cada asignatura ha contado con profesionales de distintos ámbitos sobre todo jurídico, psicológico y criminológico. Se trata de profesionales dedicados tanto a la investigación universitaria como a profesiones del ámbito público que, además de impartir docencia, nos dan la oportunidad de conocer sus experiencias profesionales.

Yo en concreto me matriculé en la modalidad semipresencial para poder sentir la cercanía de los profesores y del Centro Crímina. Aun así, la posibilidad que ofrecen al emitir las clases en directo y la completa y rápida disponibilidad con los docentes  no diferencia en modo alguno a la modalidad a distancia. He de decir que el curso no ha sido fácil ya que además de contar con un buen número de asignaturas, el estudio del contenido teórico debe ir complementado a la realización de trabajos prácticos durante todo el curso. Estos trabajos prácticos, además de estar totalmente relacionados con el temario, te ayudan a asimilar los conceptos teóricos así como posibilitar la puesta en práctica del contenido de la asignatura. Llegado este momento, miro atrás y el trabajo realizado ha sido plenamente satisfactorio. La dedicación a este máster ha sido completa no tan sólo porque el curso así lo exige sino porque ha resultado de gran interés el estudio de todas las asignaturas.

Dentro del programa de asignaturas, se encuentran las prácticas externas. El Centro Crímina dispone de convenios para la realización de prácticas en múltiples centros e instituciones donde el alumno puede formalizar sus prácticas. En mi caso, opté por realizar las prácticas en el propio Centro Crímina donde tuve la posibilidad de colaborar en distintos proyectos que se están desarrollando actualmente en el centro. De este modo, he sido partícipe de la labor investigadora de Crímina siendo una grata experiencia sobre todo por la colaboración con el resto de investigadores que hacían que el trabajo resultara mucho más fácil. Disfruté tanto del período de prácticas que me resultó algo breve por lo que continué colaborando en el Centro Crímina a través de una de las becas que otorga la propia Universidad.

 De este modo, he conseguido no tan sólo ampliar mi formación en el ámbito criminológico sino también ser partícipe de la actividad de un centro de investigación en este ámbito como es el Centro Crímina. Dicho esto, el Máster en Intervención Criminológica y Victimológica ha superado con creces mis expectativas.

3 MICV 2017

About Centro Crímina

Crimina es el Centro de Investigación y Formación Criminológica de la Universidad Miguel Hernández conformado por juristas, criminólogos, psicólogos, investigadores de distintos ámbitos, así como policías y profesionales de la seguridad. Además, Crímina realiza investigación científica especializada en criminología aplicada a la prevención y el tratamiento de la delincuencia. Contamos amplia oferta en formación para la especialización de los profesionales relacionados con la prevención y tratamiento de la delincuencia

1 comentario

  1. Conxi Js

    Hola Anabel
    Acabo de ver tu blog y me ha encantado como explicas y expones tu decisión de estudiar Derecho . Te doy la enhorabuena por tus logros y estoy segura de que llegarás muy lejos en el mundo de la abogacía, personas inteligentes y sencillas como tú necesita este país. Gracias por compartir tus pensamientos y tus expectativas. La criminología complementa el Derecho , así que llevas un camino imparable.
    Muchas felicidades y enhorabuena por tu blog.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>